Asamblea Nacional debate asuntos medulares de la economía cubana

 Por Sundred Suzarte Medina

Emitir un plan económico realista y cumplible que garantice crecimiento y desarrollo, bajo el principio de que los gastos se ajusten a los recursos disponibles y se potencie la utilización de reservas internas, sin incrementar el endeudamiento del país, sobresalió como uno de los objetivos a alcanzar para el 2019, según dio a conocer el diputado Alejandro Gil Fernández, ministro de Economía y Planificación de Cuba.

Durante la reunión ordinaria de la Comisión de Asuntos Económicos de la IX Legislatura de la Asamblea Nacional del Poder Popular de la República de Cuba, que sesionó en el Palacio de Convenciones, en La Habana, el diputado subrayó que para el próximo año se prevé asegurar un proceso inversionista eficiente, capaz de cubrir con su rendimiento los financiamientos otorgados y respaldar programas económicos priorizados.

Asimismo, Gil indicó que la eficiencia del proceso inversionista constituye una prioridad para el 2019, así como la necesidad de incrementar los ingresos por exportaciones y garantizar su cobro.

El ministro añadió que para el próximo año es imprescindible potenciar la industria nacional, con el objetivo de sustituir importaciones, a través de un mayor aprovechamiento de las capacidades productivas existentes en el país.

Señaló, además, que se deben lograr mayores niveles de encadenamiento de la economía en general, fundamentalmente de las entidades exportadoras y de la inversión extranjera directa con la industria nacional.

Gil hizo énfasis en la importancia de garantizar el abastecimiento de los principales productos priorizados y una mayor presencia en la circulación mercantil minorista de productos de líneas económicas.

El diputado señaló también que en el 2018 el bloqueo económico, financiero y comercial de Estados Unidos contra Cuba afectó al país por un monto de 4 mil 321 millones de dólares.

Sin embargo, subrayó avances sustanciales de la economía cubana en este año, como la ampliación de las líneas telefónicas y de los servicios de acceso a Internet a la población; la culminación  de la construcción de hoteles e inicio de sus operaciones; el sobrecumplimiento de las exportaciones de tabaco, langosta, camarón y ron; y el avance de las obras de infraestructura de la Zona de Desarrollo de Mariel.

Durante la sesión ordinaria de la Comisión de Asuntos Económicos, la diputada Lina Pedraza Rodríguez, ministra cubana de Finanzas y Precios, informó sobre la ejecución del presupuesto del Estado en el 2018 y se refirió al Proyecto de Ley del Presupuesto para el próximo año.

En este sentido, señaló que el sector estatal participa en un 85% de las recaudaciones presupuestarias, y los aportes de las formas de gestión no estatal crecen un 16%, con una participación del 13% de los ingresos totales.

Pedraza explicó un grupo de nuevas medidas tributarias, como extender el impuesto por la ociosidad de tierras a las provincias de Artemisa, Mayabeque y Matanzas, e implementar el cobro del impuesto sobre los ingresos personales a los atletas que se contratan en el exterior y a los marinos que se enrolan para el trabajo en buques extranjeros, de conformidad con las políticas aprobadas.

En cuanto a los gastos de la actividad presupuestada, Pedraza destacó la voluntad política de incrementar la pensión mínima a la jubilación y de las prestaciones de la asistencia social, el aumento salarial al personal de  círculos mixtos y hogares de niños sin amparo filial, y los subsidios a la venta de materiales de construcción.

En cuanto a la actividad empresarial, la ministra llamó la atención sobre la necesidad de una mayor racionalidad y eficiencia, y la importancia de eliminar la planificación con reservas.

Asimismo, enumeró un grupo de medidas para perfeccionar los presupuestos locales; entre ellas, destacó que se ceden a los municipios los ingresos por el impuesto sobre ventas de productos industriales, y se adecuan los porcientos de participación de los ingresos del presupuesto central en función de las características y necesidades objetivas de las provincias.

“Para el cumplimiento riguroso y eficiente de las cifras proyectadas, los órganos, organismos, organizaciones superiores de Dirección Empresarial, los consejos de la administración de los órganos locales del Poder Popular, las unidades presupuestadas y las entidades empresariales, con la participación de los trabajadores, deberán movilizar las reservas que generen mayores aportes al presupuesto e impregnar mayor control y racionalidad en el uso y destino del gasto presupuestario, y se debe velar por continuar respondiendo a las prioridades dentro de las prioridades”, concluyó Pedraza.

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *